¿Por qué utilizamos pantallas táctiles resistivas?

En Hope Industrial, siempre hemos utilizado sensores resistivos en nuestras pantallas táctiles industriales. Más concretamente, empleamos pantallas táctiles resistivas AccuTouch de 5 cables de Elo Touchsystems.

Sensor de pantalla táctil resistiva de AccuTouch
Sensor de pantalla táctil resistiva de AccuTouch

Las pantallas táctiles resistivas se fabrican con un mínimo de dos capas de lámina flexible (en nuestro caso, policarbonato) colocadas sobre un sustrato de vidrio. Las láminas se recubren con una sustancia resistiva y se mantienen separadas mediante puntos diminutos. Cuando se presiona la pantalla táctil, las capas flexibles se juntan y generan un cambio de resistencia en los ejes vertical y horizontal. Los sensores ubicados en los bordes de la pantalla miden este cambio de resistencia y el grado de cambio se mide como un punto de contacto. Evidentemente, existen numerosas tecnologías táctiles distintas en el mercado: onda acústica de superficie (SAW), capacitiva, infrarrojos, etc.

Aunque es un tema interesante, el objetivo de esta publicación no es comparar y contrastar estas tecnologías (para eso ya está la Wikipedia), sino explicar por qué elegimos la tecnología resistiva de 5 cables y por qué utilizamos los productos de Elo en concreto.

Las pantallas táctiles industriales deben estar selladas

Lo primero es un requisito básico: fabricamos monitores LCD resistentes al agua para aplicaciones industriales, así que todos los materiales que utilizamos deben ser impermeables. Los sensores resistivos cumplen sin problema las normas NEMA 12/4/4X y IP65/66 sobre exposición medioambiental, y se sellan con facilidad en el bisel de una pantalla industrial. Las tecnologías ópticas, como los infrarrojos, no son tan sencillas de sellar y pueden sufrir fallos de funcionamiento en entornos de mucha suciedad. Algunas tecnologías acústicas también pueden presentar problemas de sellado cuando se adhieren a una carcasa, sobre todo si el adhesivo cambia las propiedades acústicas del vidrio.

Las pantallas sensibles a la presión funcionan con guantes y lápices ópticos

Las pantallas táctiles resistivas también son completamente sensibles a la presión, por lo que con cualquier presión contra la superficie del sensor se registrará un contacto. Una ventaja evidente es que un usuario puede utilizar un lápiz óptico de prácticamente cualquier material, algo muy útil cuando se necesita un contacto de precisión alta y la yema del dedo es demasiado grande. Una ventaja menos evidente es la capacidad de utilizar la pantalla con guantes. La mayoría de pantallas táctiles capacitivas no funcionarán con guantes gruesos porque lo que la pantalla detecta en realidad son las propiedades eléctricas del dedo.

Las pantallas resistivas no tienen ese problema; un usuario que lleve guantes de protección gruesos puede usar con facilidad nuestras pantallas. ¡Puede hacer la prueba con su iPhone equipado con pantalla táctil capacitiva!

Los sensores resistivos no exponen el vidrio

Muchas instalaciones del sector de alimentación y bebidas tienen políticas extremadamente estrictas respecto al «vidrio no expuesto» y hay un buen motivo para ello; ¡no se puede permitir que un fragmento de vidrio se desprenda de una pantalla táctil industrial y acabe en la cena para microondas de un cliente! La mayoría de tecnologías de pantalla táctil no cumplen este requisito porque utilizan vidrio plano bruto para la capa de contacto exterior. No es el caso de la tecnología resistiva: los sensores de Elo AccuTouch utilizan una capa exterior de policarbonato muy resistente que incorpora un recubrimiento rígido acrílico para mejorar la resistencia a los arañazos.

Adherimos esta capa a los biseles de nuestras pantallas industriales, lo que significa que, aunque se produjera un impacto frontal extremo que rompiera completamente el sustrato de sensores táctiles e incluso la LCD, todo el vidrio queda contenido y no se libera al entorno. Para muchos de nuestros clientes, se trata de un requisito imprescindible que la tecnología resistiva cumple con facilidad.

Elo AccuTouch: un estándar del sector

Elo Touchsystems es una empresa líder en el negocio de los sensores táctiles, y la integración de sus sensores ofrece ventajas que superan las virtudes inherentes de la tecnología resistiva. Los propios sensores son de la máxima calidad, con un funcionamiento estable sin derivas y una calibración que puede durar toda la vida útil del producto.

El propio controlador de Elo AccuTouch ofrece una compatibilidad con controladores enormemente amplia. Elo proporciona controladores para sistemas operativos Windows que se actualizan constantemente con las funciones más recientes, incluyendo calibración de precisión alta de 25 puntos y compatibilidad completa con los gestos de entrada de un solo toque de Windows 7. Y lo que es más importante, Elo admite una amplísima variedad de sistemas operativos. Los usuarios de Linux apreciarán no solo el controlador estándar que se puede compilar en la mayoría de versiones, sino también la variedad de controladores precompilados para las distribuciones más habituales.

La compatibilidad con Elo AccuTouch también es casi universal en los thin-clients comunes y el resto de dispositivos informáticos personalizados. Muchos proveedores líderes, como por ejemplo Wyse y HP, incluyen la compatibilidad con controladores de Elo AccuTouch sin necesidad de configuración.

Tipos distintos de pantallas táctiles resistivas

La capa exterior de policarbonato de los sensores de nuestras pantallas táctiles es una ventaja frente a muchas otras tecnologías de pantalla táctil completamente de vidrio, pero en casos excepcionales, este material puede presentar un problema. En ocasiones, recibiremos una pantalla de un cliente en la que un usuario ha decidido utilizar un cúter como lápiz óptico, lo que puede provocar un fallo si entra líquido en la pantalla a través de la membrana cortada.

Para los usuarios que trabajan en entornos en los que existe esta posibilidad, tenemos dos opciones: la primera, ofrecemos una línea de protectores de pantalla táctil industrial fabricados del mismo material que los propios sensores táctiles y que incluyen un adhesivo transparente. Se diseñaron inicialmente para proteger las pantallas en los peores entornos imaginables, pero hemos descubierto que algunos usuarios utilizan estos recubrimientos de bajo coste para limpiar las pantallas: cada pocas semanas despegan el protector antiguo y aplican uno nuevo.

Además, varios de nuestros clientes quieren aprovechar muchas de las ventajas de una pantalla táctil resistiva, pero necesitan una superficie exterior completamente a prueba de arañazos. En estos casos, podemos adaptar un sensor de pantalla táctil de AD Metro. Esta empresa fabrica sensores de pantalla táctil resistiva blindados, que de hecho emplean una capa fina de vidrio en la capa exterior. Estos sensores son bastante sólidos y la capa exterior de vidrio les proporciona un grado alto de resistencia frente a los arañazos y los cortes, algo muy adecuado en determinados entornos industriales.

Dejar una Respuesta

XHTML: You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>